"Valiente" (2012)

“Valiente” es una película entretenida, visualmente espectacular y que responde como todas las princesas al hecho de romper paradigmas y ser muestra del rol femenino de sus tiempos.

No puede uno salir decepcionado del cine gracias al 3D, las animaciones, los geniales detalles de las texturas, el cabello y los movimientos, las secuencias de acción y los paisajes. La película le gustará a toda la familia, pero no me cabe la menor duda que será mucho más entrañable para las mujeres, en especial la relación de madres e hijas.

“Valiente” narra la historia de Mérida; hija del Rey Fergus (líder de los 4 clanes) y de la Reina Elinor. Mérida ha llegado a la edad donde debe elegir entre los primogénitos de los 3 clanes a un marido. En su rebeldía y con una mala relación con su madre, las cosas se le complican por un hechizo que no solo la cambiará a ella, sino también a todo su entorno.

“Valiente” no es del todo original. Muchos de sus elementos narrativos o características de los personajes han sido vistos por las mismas princesas o personajes del mundo Pixar y Disney.

Mérida es el resultado de juntar la rebeldía de Ariel, que va muy de la mano con la rareza o sentirse la diferente del mundo como Bella (lectura). El desafío a la autoridad también de Ariel, Jazmín o Pocahontas. El placer por la aventura fuera de los reinos o territorios permitidos que tiene Jazmín, Ariel y Rapunzel. La lucha en contra del matrimonio impuesto de Pocahontas, Mulán y Jazmín; el manejo de las armas o el combate como Mulán. Vemos la relación del matrimonio y también de la familia muy similar a la de “Los Increíbles”. El uso de la magia, y también de la anciana que usa los hechizos, la interacción de osos y humanos con el fin de aprender a llevarse bien y respetarse unos a otros, canciones, etc.

Un punto clave en la historia de las princesas (como dije antes); es que cada una ha respondido y reflejado al rol femenino de su época. Valiente logra esto con 2 líneas. La primera es que se profundiza en la relación madre e hija. Si recuerdan, la mayoría de las princesas tienen que brincarse, vivir, entender o desobedecer al padre, la mamá es una figura no tan participativa. Hoy en el nuevo milenio esto ha cambiado. “Valiente” muestra el rol de la madre como la que guarda las formas, la cuidadora de las tradiciones y la que tiene problemas de comunicación con su hija. Por el otro lado, la relación del padre con Mérida es mucho más relajada, amistosa, él se ve reflejado e identificado en su primogénita y finalmente, sujeto y obediente a la que lleva los pantalones en la casa que es la madre.

La segunda línea es la misma Mérida, es una chica que no se enamora, ¡es la primera que no tiene príncipe!, es joven y sabe que quiere ser independiente, es la imagen de las chicas de 16 años del siglo 21 (aunque también de las de 20 y 30 años).

Los responsables de dirigir esta cinta que duró 6 años en terminarse son Brenda Chapman (quien arranca el proyecto y lo trabaja por 4 años basando todo en la relación que tiene con su hija) y Mark Andrews. (inició como consultor y después toma las riendas del proyecto).

Brenda Chapman arranca como animadora en “Who Framed Roger Rabbit”, después hace el storyboard de “La sirenita” y entra al terreno del guión con “La bella y la bestia”, “El rey león” y “El Jorobado de Notre Dame”; hasta que en 1998 dirige su primera película llamada “El príncipe de Egipto”. Después tendría participación en otros proyectos de Dreamworks como “Shrek” hasta que regresaría para trabajar en “Up” y ser la directora inicial de “Valiente”.

Mark Andrews por su parte, antes de dirigir “Valiente” trabajó en los storyboards de varias cintas incluyendo “El hombre araña” (Sam Rami). Fue líder del proyecto de “Los Increíbles” y escritor del corto nominado al Oscar “One Man Band”. Trabaja en “Cars”, “Ratatouille”, “Up” y es director de la segunda unidad de John Carter, finalmente cierra el círculo de “Valiente”.

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario