Detrás de Cannes 2012.- Primera parte

Nada se compara con llegar a tu trabajo y que en la puerta esté Marilyn Monroe soplando la vela de un pastel y dándote la bienvenida. Así ocurre cuando se llega al Palais en Cannes.

Este año se cumplen 65 años del festival de cine más importante del mundo. Solo para darles una idea de la relevancia y cobertura les dejo las cifras de este 2012: 3,878 periodistas, 767 técnicos, en total 4,645 personas. Repartidas en 327 fotógrafos, 1,703 de Tv, 331 radio, 1,320 multimedia, 339 agencias de medios, 436 páginas web. De todos, 2,116 son franceses y 2,529 son extranjeros.

En lo que corresponde al mercado de películas que también es el más grande y más importante, este año fueron 26,881 acreditados. 1,201 son realizadores, 4,499 distribuidores y 4,479 productores.

Se calcula que el 70% de todas estas personas circulan diario por el festival. Esto es una torre de babel, se hablan todos los idiomas, están todos los colores y razas, y el tema relevante que nos une a todos es EL CINE.

Clima y vestimenta

Generalmente en estas fechas el calor es lo que predomina, pero la sorpresa para muchos fue que un día arrancó la lluvia y no paró hasta 3 días después. (Cuando llegó Brad Pitt y fue el tema de las revistas del corazón). Como en todos lados, muchas personas hicieron su agosto vendiendo paraguas a 10 y 5 euros, los cuales se rompían a las 2 horas de estar abiertos. Incluso en las calles se veían tiraderos de paraguas mal hechos.

Las galas arrancan desde las 5 o 6 de la tarde, el código es de smoking para caballeros y vestido de noche para las damas, así es que desde muy temprano la calle principal de Cannes se convierte en la pasarela más grande y hermosa del mundo.

En la prensa hay niveles

Cannes en lo que tiene que ver con la prensa maneja un sistema de antigüedad y status para sus acreditaciones que no a todos deja muy feliz. Se manejan las naranjas y amarillas para los medios que inician, después el azul para intermedios, las rosas son avanzados y las rosas con punto amarillo para ya más veteranos. Hay compañeros que llevan 17 años viniendo a cubrir el festival y aún son rosas. Sin embargo, está la acreditación blanca que te da las llaves del reino y te da el derecho a ser invitado del festival.

Las filas para entrar al cine son muy grandes y tardadas, he estado más de 1 hora con 40 minutos formado y aun así no he conseguido entrar por falta de espacios. También para entrar a las salas lo que vale son los colores de las acreditaciones. Hay varias salas para que la prensa pueda ver películas, todo arranca desde las 8:30 de la mañana y la última función puede terminar hasta las 2 de la mañana.

La próxima semana tendremos que hablar de la representación de México en Cannes, hasta el cierre de esta columna les comento que la cinta de Michel Franco, “Después de Lucía” tuvo una gran exhibición y provocó 3 minutos y medio de aplausos de pie del público. Hoy viernes se proyecta la cinta de Carlos Reygadas y ya les contaré bien todo.

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario